Noticias

Las organizaciones optimistas

Enviar Nota Imprimir 08/11/2012 • Varios

Las empresas deben hacer frente al creciente número de trabajadores infelices


El porcentaje de españoles que se declaran felices en su profesión ha bajado tres puntos en sólo un año, según un estudio realizado por Adecco. Las empresas tienen cierta responsabilidad en el estado de ánimo de sus trabajadores y pese a que vivamos en un momento marcado por las malas noticias, tienen que hacer un esfuerzo por mejorar su clima laboral.

"Todas las compañías nacen optimistas, pero en el contexto actual hay una sensación de pérdida de control, de que todo lo que ocurre se debe a razones externas, y esto provoca una victimización en las empresas", dice Belén Varela, presidenta de AEDIPE en Galicia y autora del libro La rebelión de las moscas, donde defiende lo que llama organizaciones optimistas.

En su opinión, hay tres circunstancias que llevan a las empresas a verse sobrepasadas por los acontecimientos. Las dos primeras son haber vivido etapas de sobreprotección o de gran bonanza económica y hacer frente a un nuevo contexto en el que esta situación ha cambiado. Más preocupante es en cambio la tercera: el exceso de bronca, que a menudo se traduce en reticencias a la hora de tomar decisiones por el miedo a las posibles consecuencias.

Frente a estos problemas, las organizaciones optimistas son aquellas que no miran hacia fuera y se centran en analizar sus recursos y sus fortalezas generando un clima laboral que les permita alcanzar sus objetivos. Para ello, son claves aspectos como la visión y el fin de la compañía, que haya un equilibrio entre los desafíos que se proponen y los medios con los que se cuenta, poner el foco en las cosas que van bien, conocer a los trabajadores y darles libertad de actuación y decisión.

Las claves de la felicidad

Optimista, por tanto, no significa iluso, imprudente o poco profesional, sino que el término hace referencia a aquellos profesionales y empresas que afrontan el futuro con decisión y que hacen un esfuerzo porque el trabajo se desarrolle de una forma agradable y productiva.

El 38% de los españoles declara que lo más importante para sentirse bien en su trabajo es disfrutar de lo que hacen y su realización personal. Un 20,7% se decanta por tener buenos compañeros y un ambiente laboral grato, mientras que sólo un 12,4% opta por el sueldo como lo más trascendente, según la III Encuesta Adecco de Felicidad en el Trabajo, elaborada tras entrevistar a 1.800 trabajadores. Los veterinarios, médicos, arquitectos y peluqueros son los profesionales que más disfrutan con lo que hacen.

 

Fuente: www.expansion.com

Calendario de Eventos
ASICE    Externo